sábado, 29 de enero de 2011

El Génesis del huerto

Llevamos ya casi un año con el plan de establecer un huerto y parece que, al fin, ya se está concretando. Hemos encontrado un lugar idóneo, al lado de una quebrada muy cercana a nuestras casas. El terreno ha estado abandonado durante mucho tiempo y necesitamos prepararlo para poder sembrar. No tiene acceso a toma de agua pero ya veremos cómo resolvemos eso más adelante. Nuestro plan es establecer un huerto cultivado totalmente siguiendo los preceptos de la agricultura orgánica.

Comenzamos por el principio, el génesis.

Hoy hemos preparado la mezcla sólida para reproducir los microorganismos de montaña. Estos microorganismos son los que le van a dar "la vida" al suelo de nuestros bancales y devolverle su equilibrio natural. Esta mezcla sólida, repleta de microorganismos saludables, será una materia prima importante para luego elaborar el abono Bocashi y un abono liquido, el bio-fertilizante.


Para esta mezcla madre, hemos utilizado los siguientes ingredientes:
- Un barril con tapa hermética.
- Un pedazo de manguera (50cm)
- Una abrazadera
- Un conector de sistema de riego (16 mm)
- Una botella pequeña
- Pulimento de arroz (30lb)
- Harina (polvo) de Roca (3lb)
- Humus rico en microorganismos (medio saco) que excavamos en la quebrada, al pie de un árbol.
- Melaza o 2 Dulces de atado (disueltos en 750ml de agua)
- Agua (1lt)

En futuras entradas podremos hablar un poquito más de por qué se usan estos ingredientes.

El procedimiento a seguir es el siguiente:



Hacemos un volcancito, con el pulimento, la harina de roca y el humus. OJO, la bolsa verde sólo sirvió de recipiente, no estamos echando tierra preparada.


Vertemos la melaza y el agua y mezclamos bien.

Metemos todo en un barrilito con tapa hermética.











Hay que compactar bien la mezcla en el barril para que no queden bolsas de aire en el interior.















En la tapa del barril hacemos una trampa de aire que permita que salgan los gases de la fermentación pero que no deje entrar aire.
















Detalle del agujero en la tapa con el conector de sistema de riego y la abrazadera.













Ahora vamos a dejar que la mezcla repose (fermente) durante un mes.  Los siguientes pasos que daremos mientras tanto son:

- Limpiar la parcelita donde estableceremos el huerto.
- Demarcar los bancales (3m x 6m cada uno) con estacas y cordel.
- Realizar una excavación superficial (15cm) para soltar un poco la tierra.
- Cubrir  con plástico negro para desinfectar el suelo con el calor del sol.

2 comentarios:

  1. ¡felicidades por vuestra iniciativa!Seguro que está tierra despertará con vuestros esfuerzos y corresponderá con deliciosos frutos.¡como me gustaría poder meter" mis manitas" en esta labor!
    Suerte y al "tajo"!Deli

    ResponderEliminar
  2. Una pregunta como se ve cuando se reproducieron con exito los microorganismod??! Saludos desde mexico

    ResponderEliminar

Escribe aquí tus dudas, preguntas, comentarios, sugerencias... o simplemente: ¡mándanos un saludo!